Tardes de Cine

Ficciones, Mentiras e Ilusiones Ópticas de la Vida Real

8.9.05

Jugar

Pocas veces me he sentido tan identificado con una peli chilena como me sentí con "Play". Seguramente hay otras pelis que son mejores o más trascendentes o más perfectas o más importantes. Pero "Play" es una película que me parece que interpreta un cierto estado de ánimo generacional, que se toma menos en serio a sí mismo, que se permite jugar y equivocarse y que por sobre todas las cosas ama el cine. Hay películas chilenas en que uno se da cuenta que los realizadores no son amantes del cine, que únicamente lo usan como un medio para contar una historia equis que podría contarse como cuento, como chiste o como serie de televisión. "Play" exuda cine en cada uno de sus detalles.
¿Cuál es la historia? Tristán es un tipo de treinta, cuya novia lo deja. Cristina es una chica mapuche que vive en Santiago hace poco y que encuentra que la ciudad es linda. Tristán pierde su maletín. Cristina lo encuentra. Siguiéndolo por la ciudad, estudiando el contenido del maletín y sobre todo, escuchando la música que venía en el ipod del susodicho, Cristina reconstruye la vida de Tristán como quien arma un puzzle.
El Santiago que se muestra en la peli es una ciudad graciosa, repleta de pequeños personajes y rincones que tienen sus momentos de brillo. No hay un dereivar dramatico en la historia, sino más bien una cierta emoción entre ligera y triste, que de pronto se apodera del espectador (al menos de mí) y que lo arrastra. Punto alto: el sentido del humor de Alicia. Yo conocía el guión y muchos de los chistes me parecieron buenos. La puesta en escena sólo los hizo mejores.
En cualquier caso, "Play" no es perfecta. A ratos el HD flickea, sobre todo en los paneos. Andrés Ulloa es debil como protagónico masculino. Hay dos o tres escenas, como la del asalto a Tristán, que no están al mismo nivel del resto de la peli. Sin embargo, estos defectos no opacan en nada todo lo bueno que la peli ofrece, empezando por una Viviana Herrera notable. Ademas, me ocurrió que pasado un cierto punto en que la peli me conquistó, me olvidé que soy cineasta y en vez de apreciar puesta en escena, sobriedad de actuaciones, estilos de cámara u otras boludeces, simplemente me dejé llevar y me emocioné. Si fuera crítico de cine le pondría muchas estrellas.

4 Comentarios:

  • At 8:17 AM, Anonymous Anonymous said…

    que bien que te dejes llevar ... y hasta te emociones...
    a veces es mejor no ser tan crítico (ni autocrítico) y dejarse llevar por los vaivenes de la vida como hoja en el viento

     
  • At 9:11 AM, Anonymous Mitch Gómez said…

    Todo se conecta de maneras extrañas. Ayer fui al supermercado a comprar arena para el gato. A la salida estaba Blanca Lewin DISFRAZADA de la chica de Play. Tenía unos tremendos audífonos plateados y caminaba haciendo notar que estaba absorta en la música. Intuyo que el cliché de "chica interesante" pasarán a ser los famosos audífonos. Blanca no me saludó, naturalmente.

     
  • At 1:58 PM, Blogger Malayo said…

    Hermano, tú que aprendiste a tocar bajo en 10 minutos, ayúdame a difundir esta convocatoria: necesitamos la frase "LOS MUEBLES / GIRA VALDIVIANA - OCTUBRA 2005" escrita en varios glúteos. Las bases, y una foto de muestra, están en Malasya (http://malasya.blogspot.com/). Nos vemos en Valdivia.

     
  • At 2:07 PM, Blogger blue said…

    vi en 7 vicio creo la sinopsis de play, me paso algo, senti que las peli que adoro , esas que tu llamas que exudan cine, son las historias simples, la imágenes limpias...nada de ciencia ficcion nada que no sea otra cosa que un simple dialogo. me pregunte que si el cine chileno no hace ese tipo de peli porque no hay plata? o porque le gustan las historias simples de la vida?..es por eleccion? o porque no queda otra?..tu podrias responderme?..o talvez si los cineastas de aqui sueñan con las lucas para hacer grandes efectos especiales?

     

Post a Comment

<< Home

 
cursos diseño.it
Free Counters
credit card